¿Por qué las ancianas son “malas” en los cuentos populares y el folclore?

¿Por qué las ancianas son “malas” en los cuentos populares y el folclore?

29/10/2018 2 Por Sara

El personaje arquetipo de la Anciana es una constante en los cuentos de hadas. Son varios los arquetipos femeninos existentes… pero en este artículo nos vamos a centrar en el enigmático arquetipo de la Anciana. Y más concretamente, vamos a averiguar por qué el personaje de la Anciana suele usarse para denotar “maldad” en los cuentos populares y en el folclore.

Por ejemplo, la famosísima película de Disney Blancanieves tiene una escena en la que la preciosa madrastra se convierte en una vieja bruja en cuestión de segundos. La académica americana Maria M. Tatar asegura que esta escena es más terrorífica para los adultos que para los niños, ya que comprime el proceso de envejecimiento en tan sólo 20 segundos.

 

Quizá quieras ojear también:

La Triple Diosa Lunar: Deidades en la Wicca y en el Neopaganismo

Espiritualidad y Ciencia: ¿Las pseudociencias son mentira?

¡Deja de quejarte! La queja está arruinando tu vida

 

El miedo al arquetipo de la anciana en los cuentos populares

Las brujas han estado asustando a los niños desde que el ser humano comenzó a contar cuentos e historias. Pero ¿por qué la Maldad se relaciona tan a menudo con las ancianas?

La anteriormente citada Maria M. Tatar, quien por cierto imparte un curso sobre folklore y mitología en Harvard, afirma que el “rostro” del Mal se relaciona directamente con los caníbales, los ogros, las malvadas madrastras, las brujas y monstruos. Sin embargo, las mujeres mayores son poderosas y, según el folklore popular, son las más capaces de hacer magia.

Ver: ¿Qué es la Magia del Caos y para qué sirve?

 

El arquetipo de la anciana y el arquetipo de la madre

“Siempre que veo la película de Blancanieves de Disney, observo a esa carismática y malvada reina que está en el sótano con su juego de química… Concretamente, hay una secuencia en la que ésta pasa de ser una preciosa y carismática reina maligna, a una vieja y horrible bruja” -comenta Tatar. “Creo que esa escena es probablemente más aterradora para los adultos que para los niños, porque comprime el proceso de envejecimiento en unos 20 segundos”.

La reina de la ya mencionada película de Blancanieves envenena a la protagonista para que duerma para siempre. Pero no es la única “bruja malvada” que encontramos en los cuentos populares. La anciana en Hansel y Gretel quiere asar a los niños en su horno para comérselos… y la bruja de La Sirenita le corta la lengua a Ariel.

 

Imagen de varias villanas de las películas de DIsney

El arquetipo de la anciana-bruja: Villanas de Disney

 

Tatar dice que las villanas ancianas son especialmente aterradoras porque, históricamente, la persona más poderosa en la vida de un niño era la madre. Cuenta:

“Los niños tienen una manera de dividir a la figura de la madre en dos: por un lado, está la madre malvada, que siempre está estableciendo reglas y límites, vigilando el comportamiento del niño, enfadándose con él… y por otro lado, encontramos a la cuidadora amorosa y benevolente, la cual le da al niño lo que necesita y le protege de todo mal, asegurando su supervivencia”.

La escritora Veronique Tadjo, oriunda de Costa de Marfil, cree que hay un temor inconsciente al poder femenino en general. Tadjo dice que un arquetipo común en los cuentos populares africanos es la vieja bruja que destruye las almas de las personas. Como explica Tadjo:

“Esta vieja bruja suele ser una mujer muy solitaria. Hasta el punto de ser marginal. Está enfadada por algo. Quizá con la vida… o con lo que sea, y se “comerá ” -esa es la expresión- las almas de las personas, en el sentido de que ella va a poseer a la gente. A esta posesión le sigue una muerte terrible. Y todos saben que este horrible final ha sido debido a la bruja; es la vieja “.

 

Imagen de Kikimora, una bruja eslava

Kikimora, una malvada bruja eslava que atemorizaba a los niños durante las noches. Provocaba parálisis del sueño y pesadillas.

 

El arquetipo de la anciana sabia

Aún con todo, no todas las ancianas que aparecen en el folklore son brujas amargadas con la vida. Por ejemplo, existe una canción infantil inglesa de 1805 que se titula “Old Mother Hubbard”. En ella, la vieja anciana Hubbard podría no ser la bombilla más brillante, pero sí trata de complacer a su perro.

 

Imagen de "Old Mother Hubbard", cuento infantil inglés impreso por primera vez en 1805

“Old Mother Hubbard”, cuento infantil inglés impreso por primera vez en 1805

 

Las mujeres mayores en los cuentos populares a menudo utilizan su conocimiento y experiencia del mundo para guiar al protagonista en problemas. Tadjo señala una historia proveniente de Kenia llamada “Marwe en el Inframundo“(lit. “Marwe In The Underworld” o “Marwe in to the land of the Dead”). Esta historia trata sobre una chica que se suicida ahogándose porque siente que le ha fallado a sus padres. Al morir, Marwe entra en la Tierra de los Muertos donde conoce a una anciana.

“Esa anciana le enseña muchas cosas”, dice Tadjo. “Y también, cuando Marwe comienza a desear volver al Mundo de los Vivos, ella la ayuda a volver a la superficie, si lo desea, con muchas riquezas. Y entendemos que Marwe ha sido recompensada por su bondad”.

En otras palabras: haz lo que debes hacer y serás recompensado. El objetivo común de estos cuentos populares, sin importar su proveniencia, seguramente haya sido asustar a los niños para que se porten bien.

 

Ilustración de Kelsey McSweeney sobre la historieta de Marwe en el Inframundo

Momento en el que Marwe encuentra a la Anciana, en el inframundo. Ilustración de Kelsey McSweeney

 

 

El personaje terrorífico de la Anciana: la bruja caníbal

Quizá el personaje más terrorífico de la anciana haya sido el monstruoso cuento ruso de Baba Yaga. Esta vieja bruja era huesuda, con nariz en forma de gancho y dientes largos como el hierro. Su casa se eleva sobre una pata de pollo y se dedica a secuestrar niños y para comérselos. Sin ninguna duda, Baba Yaga ha causado insomnio a más de un niño en Europa durante siglos.

 

Casa de Baba Yaga. Ilustración de Matthew Schultz

Casa de Baba Yaga. Ilustración de Matthew Schultz

 

Folklore ruso: Baba Yaga y Vasilisa

Una de las variantes de este cuento ruso afirma que la madrastra de la joven Vasilisa envía a la muchacha a la cabaña de Baba Yaga con el fin de conseguir una vela. Vasilisa intuye de algún modo que la madrastra la está enviando a su propia muerte. Una vez en casa de Baba Yaga, la bruja la obliga a cocinar y limpiar. Después de hacer todo lo que le dice Baba Yaga, Vasilisa es recompensada con la vela, y puede volver a casa sana y salva.

María Tatar señala que en este relato vemos la cara dual de la bruja: por un lado, aparece su faceta amenazadora, agresiva y malvada; pero por otro lado, esta bruja a veces se comporta complacientemente, de forma que hay un final feliz. Aquí está la dualidad del poder femenino.

 

Imagen de la bruja Baba Yaya sentada sobre una rama

El equivalente ruso del Hombre del Saco fue, durante mucho tiempo, la terrorífica bruja Baba Yaga

 

Folklore japonés: Yama Uba

En el folklore japonés, el equivalente de Baba Yaga es la anciana llamada Yama Uba. Se trata de una bruja que vive en las montañas y que, igual que Baba Yaga, se dedica a atraer a las personas a su cabaña y para luego comérselas. Pero el relato popular también cuenta que Yama Uba ayudó a un viajero perdido.

Noriko Reider, profesora de la Universidad de Miami en Ohio, ha realizado una extensa investigación sobre las historias de Yama Uba y comenta que esta bruja es ambivalente: “Puede traer fortuna y felicidad. Pero también puede traer muerte y destrucción para aquellos que no son buenos”.

Existe la teoría de que el mito de Yama Uba, o Yamauba, como a veces se la llama, se inspiró en una terrible hambruna que asoló Japón tiempo atrás. Todos los padres de familia que eran ya mayores fueron llevados a las montañas con el fin de morir de inanición, para que otros miembros de sus familias, más jóvenes, pudieran comer. Yama Uba es el demonio hambriento nacido de esta hambruna.

 

Imagen de Yama Uba, el demonio japonés hambriento

Yama Uba, el demonio japonés hambriento

 

 

El arquetipo de la anciana en la  cultura hispana

Según la escritora cubanoamericana Alma Flor Ada, esa asociación con el “Mal” nunca le pasaría a la típica abuela cubana. Afirma: “En nuestra cultura, las abuelas son muy importantes”.

Ada es coautora de Tales Our Abuelas Told.  Este librito incluye una historia sobre el hijo de un califa que enferma gravemente. Todos los mejores médicos del país fueron a verlo, pero ninguno pudo curarlo. Así que el califa envió a sus mensajeros en busca de ayuda. Entonces, una mañana cualquiera, una anciana llegó al palacio recitando este consejo: para curarse, el príncipe deberá usar la túnica de un hombre que sea verdaderamente feliz. Y por supuesto, este consejo funcionó.

 

Imagen de la Abuelita de Piolín y Silvestre

Abuelita de Piolín y Silvestre

 

Ada dice que en la cultura hispana las mujeres más mayores tienen muchos talentos. Éstas suelen ser las que mantienen unida a la familia, quienes transmiten las tradiciones a sus hijos, quienes conocen los remedios naturales contra algunas enfermedades… Así que no es sorprendente que este arquetipo de mujer sabia aparezca en los cuentos populares.

En otras palabras, las mujeres mayores en los cuentos de hadas y el folclore prácticamente mantienen unida la civilización. Ellas juzgan, recompensan, dañan y sanan; y a menudo son los personajes más intrigantes de la historia.

 

Imagen de portada: Bruja malvada Disney

Click aquí para ver el artículo original en inglés. Elizabeth Blair, octubre 2015

Artículos relacionados